Tan fuerte, tan cerca

Este es un libro que llevaba alrededor de cinco años intentando leer. Vi la película cuando la estrenaron, la película me encantó y esa misma semana fui a la librería a buscar el libro. También esa misma semana lo “perdí” y estaba convencida de haberlo perdido en la facultad. No apareció hasta más de un año después dentro de un mochila, metida en una armario desde mucho antes de tener yo el libro… creo que el fantasma tenía ganas de leer y que se le atragantó tanto como a mí, por eso tardó en devolverlo.

El libro, si estuviera escrito de otra manera, me hubiera gustado más, pero está escrito de una forma que a mí se me hizo muy pesada de leer porque es una locura… alguna vez os he enseñado páginas por youtube y hay mucho más de lo que yo he enseñado. Páginas con una sola frase, páginas con muchas frases acumuladas hasta que el texto se convierte en un bloque negro, páginas con nombres escritos a rotulador, fotos, tarjetas… cosas que para mí interrumpían totalmente el ritmo de lectura porque te hacían pensar ¿qué narices pinta aquí el pomo de una puerta?

Y después la confusión, primero de los diálogos como ya dije en el vídeo y después las cartas de los abuelos, pero hubo un momento que no sabía las escribía ni a quien las dirigía. Y los diálogos de esas partes son todavía peores que los diálogos en la parte de Oskar, es muy fácil perderse, muy fácil.

Luego lo de mezclar las dos historias ¿por qué? En el vídeo dije que los abuelos habían sobrevivido al holocausto pero no es del todo así, bueno si, pero me pareció que daba a entender que habían estado en un campo de concentración o algo similar y eso no pasa. Ellos huyen de Alemania y sus familias se quedan, así que no saben nunca más nada de ellos y se encuentran por casualidad en Estados Unidos comenzando una relación que está bastante jodida desde la base. Y para mí la parte de los abuelos no aportaba demasiado a la historia en general, aunque leer a Oskar era bastante desesperante lo prefería sin duda a leer a los abuelos.

Creo que las dos historias hubieran estado muy bien por separado pero juntas para mí no pintaban nada y parecía que el libro se iba de una cosa a otra continuamente.

En la película solo cuentan la parte de Oskar, sustituyen a un personaje por el abuelo, el papel de la madre es mucho más importante y queda mucho más claro y creo que es todo un acierto interpretar la historia de la forma en la que lo hace la película, contando la historia de Oskar y dejando de lado todo lo demás.

Si alguien está dudando entre ver la película o leer el libro o si piensa que el libro le aportará algo después de ver la película… yo creo que el esfuerzo no merece la pena. La película está muy bien contada, el final de la película es mejor y el libro, después de todo, te termina dejando a medias.

Coleccionista de muñecas, fotógrafa, adicta a los musicales, a Londres, a crear blogs, a twitter y últimamente también adicta a youtube.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.